¿DONDE ESTÁN NUESTROS HIJOS?

30.03.2012 23:19

"Reconoce por tanto que el Señor tu Dios es el Dios verdadero, el Dios fiel, que cumple su pacto generación tras generación y muestra su fiel amor a quienes lo aman y obedecen su mandamientos". (Deuteronomio 7:9 Versión Internacional).

No es mi intención juzgar a ningún padre o madre cristiano que tiene hijos(as) no creyentes, se que a pesar de los esfuerzos y buenas intenciones, la conversión es un milagro del Espíritu Santo (conozco padres piadosos con hijos no creyentes). En la conversión de una persona hay muchas situaciones y circunstancias que sólo Dios conoce. MI REFLEXION es sobre nuestra responsabilidad como hijos de Dios de presentar a nuestros hijos al Señor, como Andrés trajo a su hermano Simón "Este halló primero a su hermano Simón y le dijo: Hemos hallado al Mesías… y le trajo a Jesús" (Juan 1:41-42).

Lo que sí no tiene justificación y conozco casos, es que un padre o madre cristianos desplieguen un gran celo evangelizador con sus amigos y vecinos, pero con sus hijos no se guarde testimonio de amor, justicia y santidad. ¿Cómo puede uno como padre no sentir hasta las lágrimas e implorar con súplicas y lamento ante el Señor, cuando nuestros hijos marchan sin Cristo y sin esperanza a la perdición eterna? Si verdaderamente amamos a nuestros hijos, debemos hacer todo lo que esté a nuestro alcance para llevarlos al Señor Jesús.

Fuimos libertados del poder de Satanás por el poder redentor de nuestro Señor Jesucristo y es un privilegio y obligación proclamar el mensaje eterno, la buena nueva a todos los que nos rodean y como al endemoniado gadareno libre del control maligno, Cristo nos dice también "Vuelve a tu casa y cuenta todo lo que Dios ha hecho por ti" (Lucas 8:39 Versión Internacional).

Es cierto que somos responsables de predicar el Evangelio a toda criatura, pero tenemos para con nuestros hijos doble obligación ante nuestro Dios; escrito está para nosotros los padres "… El padre hará notoria tu verdad a los hijos", El ordena hoy como en el pasado "traédmelo acá" (Mateo 17:17.

Es admirable el proceder de la mujer cananea:

  1. Porque pudo identificar el mal de su hija: "mi hija es gravemente atormentada por un demonio"
  2. Porque con fe sincera y sin importar el aparente rechazo de Jesús, persistió humildemente en su súplica "Señor socórreme" imploraba postrada ante El, "No está bien quitarle el pan a los hijos y echárselo a los perros" le respondió el Señor; y llena de fe conociendo posiblemente la Misericordia del Señor, se humilla reconociendo su pequeñez: "si Señor, pero hasta los perros comen las migajas que caen de la mesa de sus amos", y porque su fe puesta a prueba se mantuvo firme, pudo escuchar y ver la liberación de su hija: ¡mujer que grande es tu fe! …que se cumpla lo que quieres". Y desde ese mismo momento quedó sana su hija". (Mateo 15:22-28 NT. Internacional).
  3. Porque ella buscó el momento adecuado (antes que su hija muriera) y a la persona adecuada Cristo el Señor (nadie podía sanar a su hija sino El).

No debemos descansar hasta llevar a nuestros hijos al Salvador, la decisión de ellos ante el Señor ya es cuestión personal; más estoy seguro que en casi todos los casos ellos serán bendecidos; porque se ven casos de hijos que resisten la Palabra de Dios y son insensibles ante el testimonio de sus padres. SI ESTE ES SU CASO QUERIDO HERMANO(A), no desmaye, insista con Amor y Sabiduría que "a su tiempo segaremos". PERO, ¿COMO GUIARLOS AL SEÑOR? Sin pretender ser original tengo algunos consejos que he escuchado de siervos de Dios, que están de acuerdo con las Escrituras y que yo como padre, muy imperfecto, se que funcionan:

1.- ENSEÑARLES LA BIBLIA

"Les enseñareis a vuestros hijos, hablando de ellas cuando te sientes en tu casa, cuando andes por el camino, cuando te acuestes y cuando te levantes" (Deuteronomio 11:19).

2.- NUESTRO TESTIMONIO PERSONAL

"Así brille vuestra luz delante de los hombres para que vean vuestras buenas obras y glorifiquen a vuestro Padre que está en los cielos" (Mateo 5:16). Y en el buen testimonio, yo veo que nuestra vida cristiana debe ser guiada por el Espíritu Santo. Estando conforme a la Palabra escrita del Señor, nuestros hijos deben ver:

  1. Nuestro cambio de vida "De manera que si alguno está en Cristo, nueva criatura es, las cosas viejas pasaron" lo cual incluye Amor para nuestro prójimo y de una forma especial nuestros hermanos en Cristo: "El que ama a su hermano permanece en la luz y no hay nada en su vida que lo haga tropezar" (1 Juan 1:10 Nuevo Testamento Internacional).
  2. Nuestra fidelidad para congregarnos: "No dejando de congregarnos" (Hebreos 10:25).

3.- LA ORACION

"Pidan y se les dará; busquen y encontrarán; llamen y se les abrirá. Porque todo el que pide, recibe;…(Mateo 7:7 Nuevo Testamento Internacional).

Debemos orar por ellos, implorando; con pasión, con clamor y con lágrimas, para que la Gracia del Señor se manifieste en sus vidas. David tenía gran preocupación por su amado Absalón y por eso preguntaba: "¿El joven Absalón está bien...? (2 Samuel 18:29). Interesante pregunta. Padres cristianos: ¿Qué de nuestros hijos? ¿Están bien? Las preguntas debemos valorarlas a la luz de Espíritu Santo, porque no se trata de si están bien en sus estudios, salud, empleo, o dinero, ¿Están bien con Cristo? Eso es lo que debe preocuparnos, lo otro aunque es importante; NO ES LO MAS IMPORTANTE, Y HASTA QUE LA RESPUESTA NO SEA POSITIVA, no debemos conformarnos con menos. Si bien es cierto que en asuntos de fe no podemos, ni debemos obligar a nuestros hijos a aceptar al Señor; (tenemos que respetar su voluntad), NO ES MENOS CIERTO que ellos deben sentir y ver en nosotros, nuestro sincero y vivo interés por la salud de sus almas.

Tengamos mucho cuidado en nuestras acciones y palabras delante de los menores, porque por su misma edad, son muy sensibles al bien o al mal; ellos todavía no tienen la conciencia endurecida por la práctica del pecado, como los adultos y todavía son influenciables… "Mas bien críenlos en amorosa disciplina cristiana… y consejos piadosos" (Efesios 6:4 Nuevo Testamento Viviente). Padres cristianos, nuestra tierra de misión no es Europa, América, etc., el orden divino señala nuestro hogar primero: "y me seréis testigos en Jerusalén, en Judea, en Samaria y hasta lo último de la tierra". Hay misioneros que comenzaron "su ministerio" en lo último de la tierra y (su Jerusalén) ha sido descuidada y eso sí, ¡es una tragedia con mayúscula! PADRES CRISTIANOS; Dios no está tan interesado en que usted sea una especie de Billy Graham, Charles Swindoll, Max Lucado u otro famoso escritor, o predicador, o maestro; El desea que usted y yo reflejemos a Cristo primero en nuestra Jerusalén y después, si es su voluntad, en Judea o en Samaria y hasta lo último de la tierra. Si esto hacemos, algún día irán al Señor; aunque nuestros ojos no lo vean aquí en la tierra. La promesa divina es para nosotros: "Serás salvo tú y tu casa" (Hechos 16:31) y "cuando me aman y cumplen mis mandamientos, les muestro mi amor por mil generaciones" (y nuestros hijos y nietos son la primera y segunda generación de esas mil generaciones).

El autor de este artículo es padre de Ángela Elizabet y Pablo (hijo adoptivo); hoy agradezco al Altísimo porque ellos son del Señor y al irme de este mundo algún día, puedo morir en paz, porque más adelante los veré en el eterno hogar. (No fue fácil, puesto que en el hogar nos conocen bien), Recuerdo que hubo momentos de tensión, disgusto, desilusión y en algunos casos mi proceder fue incorrecto, pero Dios me dio la gracia de pedirles perdón y no conformarme porque eran "buenos muchachos" (pero sin Cristo) hasta que el Señor me dio el gozo de tenerlos no sólo como hijos, sino como hermanos en Cristo, y como dijo un siervo de Dios: "Para la conversión de nuestros hijos, los padres ponemos el uno por ciento (1%) y Dios el noventa y nueve por ciento (99%)". Pero el Señor nos pide ser fieles a ese 1%. "… y me seréis testigos en Jerusalén" y nuestra Jerusalén está en el círculo familiar.

A mis hijos no les dejo casa, coche, ni cuenta bancaria… pero ¡les dejo a Cristo! ¿Y USTED PADRE QUE LES DEJA?

Contacto

Cristianos-colombia

tulitogomez2000@yahoo.es

Buscar en el sitio

Fotografía utilizada según la normativa de Creative Commons Steve Wilson - over 2 million views thank you  Dios os bendiga

Haz tu página web gratisWebnode